Logo

jueves, 22 de enero de 2015

Mermelada de pomelo rosado [Color y Sabor de Temporada]

Tengo fríoooooooo... si, lo sé, no os importa a nadie pero estoy congelada... grrrrr

Bueno, hoy vengo con una receta distinta al resto y con un ingrediente que no había usado en mi vista (ni siquiera recuerdo si lo había visto aunque sí que me imaginaba como era de aspecto... jejejeje!).
La receta de hoy es para participar por primera vez en el reto "Color y sabor de temporada", así que estoy súper encantada, y a la vez triste porque no he podido hacer lo que yo quería... snifff :(

Los alimentos del mes eran pomelo para la sección dulce y endivias para salada, y yo, como no podía ser de otra manera, me he inclinado por lo dulce... jejejeje!

Iba a hacer algo que me apetecía un montón porque fue inspiración e invención mía y me encantó porque pensé que podían quedar genial, pero como al final no pude ir a recoger un ingrediente que necesitaba, he tenido que cambiarlo por otra cosa, pero bueno, si no hubiese sido así no sé si hubiese probado a hacerlo algún día así que ¡no hay mal que por bien no venga!
Bueno, sin más enrollarme os dejo con mi receta...

Ingredientes
- 1,5kg. de pomelos rosados
- El zumo de 1 limón pequeñito (o 1/2 si es grande)
- 1/2 manzana rallada con piel
- 850gr. de azúcar

Preparación
- Tenemos que esterilizar los tarros donde vayamos a guardar nuestra mermelada. Para ello, los herviremos en una olla durante 1 hora (aunque dicen que con 30 minutos es suficiente).
- Exprimimos los pomelos y, en un bol, vertemos el zumo resultante y también la pulpa que se nos quede en el exprimidor.
- Añadimos el zumo de medio limón.
- Pesamos la mezcla (esta parte es muy importante). En mi caso pesaba 850gr.
- A nuestra mezcla anterior, tendremos que añadir el mismo peso en azúcar (aunque también podéis ponerle un 70% del peso y luego ir rectificando si lo queréis más dulce, va por gustos).
- En un cazo a fuego lento, ponemos el zumo de pomelo, la pulpa, el zumo de limón y el azúcar. Vamos removiendo bien hasta que veamos que el azúcar ha desaparecido.
- Ahora que ya está el azúcar disuelto, añadimos la ralladura de la manzana y seguimos removiendo bien, subiendo a fuego medio. Tenemos que seguir removiendo constantemente pero con cuidado de que no espume mucho (cosa que a mi no me pasó porque me espumó para este mundo y para el otro, pero es que claro, si yo caliento y tiene que llegar a una temperatura, termina hirviendo y espumando...).
Para saber cuanto tenemos nuestra mermelada lista, lo más útil en este caso es utilizar un termómetro de azúcar/mermeladas..., y cuando veamos que alcanza los 105ºC habremos llegado al llamado "punto de mermelada".
- Una vez tengamos nuestra mermelada (aunque la veáis líquida no os preocupéis porque se supone que luego espesa... no ha sido mi caso), la vertemos en los tarros que habíamos esterilizado y los cerramos lo más fuerte que podamos (si sois como yo que no tenéis fuerza, sacarla de donde podáis... jejejeje!!).

Si mientras la tenéis al fuego veis que la mermelada está muy líquida, y si no lo veis os lo voy a aconsejar igualmente porque por lo que me han dicho nunca viene mal, utilizar pectina (bien en polvo, líquida, de manzana, de cítricos…) para ayudar a que la mermelada espese.
Este ingrediente me dijeron que se vendía en la farmacia (aunque donde yo suelo ir no tienen) y en tiendas de repostería. 

- Ahora le damos la vuelta a nuestros tarros y los dejamos así toda la noche y así, cuando nos levantamos a la mañana siguiente ya tendremos lista nuestra mermelada casera... mmm!!!
- Yo aconsejo que les pongamos una etiqueta indicando que es, en este caso "Mermelada de pomelo rosa", y la fecha de envasado, para así saber hasta cuando vamos a poder disfrutar de nuestra mermelada (que se supone que, mínimo, un año). También podemos decorar nuestros botes con unos trocitos de tela y unos lazos/gomas sobre las tapas, por ejemplo ^_^

Si os queda algo/bastante líquida como a mi, no os preocupéis, siempre se le puede dar uso, por ejemplo, siguiendo el mismo procedimiento que se hace para la cobertura de una tarta de queso con arándanos podemos usarla de distintas maneras:
* Como cobertura en la tarta de queso con arándanos pero en este caso será de queso con pomelo rosado.
* También como "dulce de pomelo". Una vez la saquemos del fuego, la vertemos en un tarro cuadrado (o redondo si os gusta más), la dejamos templar y enfríar en la nevera y cuando se haya gelatinizado, servirla con queso fresco al igual que se hace con el dulce de membrillo.
* Para hacer un delicioso buttercream de pomelo. Una vez la saquemos del fuego, dejamos que espese y se enfríe (no hace falta que haya gelatinizado por completo pero si tiene que estar fría), la añadimos a nuestra mezcla de mantequilla y azúcar para conseguir una deliciosa crema para nuestros cupcakes, tartas...
* Para hacer unos deliciosos yogures con pomelo. Una vez la saquemos del fuego, la vertemos en vasitos de yogurt, dejamos que se enfríe y gelatinice por completo y después, añadimos yogurt. Volvemos a meter en la nevera y listos.

Como veis, existen miles de opciones (y seguro que me dejo alguna) así que no os preocupéis, no es grave. Yo me quedé algo chof porque era la primera mermelada que hacía y lo hice todo bien, pero no pasa nada porque de una casi mermelada, podemos sacar muchas opciones... jejeje!!
Un consejo mío es que, si tenemos nuestra "mermelada" repartida en varios tarros (como es mi caso) abramos solamente los que creamos que vayan a hacernos falta porque, como los tenemos cerrados al vacío, se van a conservar perfectamente mientras no los abramos, y como hacer cualquiera de las opciones anteriores es muy rápido, no hace falta que lo hagamos con antelación.

Espero que os haya gustado la receta (y las posibles soluciones). Yo disfruté mucho haciéndola pero sobretodo disfruté pensando como podía darle uso "al desastre"... jejejejeje!!!

Muchos besotes y nos vemos el domingo, y con dos recetas... si es que, se me amontonan los retos... jejejeje!!!

*MªAmparo*
http://www.printfriendly.com/print/?source=site&url=http%3A%2F%2Fsweetstruckyti.blogspot.com.es%2F2015%2F01%2Fmermelada-de-pomelo-rosado.html